22.9.11






Cuando creía que no era posible cambiar... lo he hecho de manera tan gradual que ha sido un proceso lento y del que recién soy "algo" consciente. Me admiro de mi misma y de esta capacidad de apagar el dolor como si fuera una misera y asquerosa colilla de cigarro que aun humea en la acera.

Es que recién me doy cuenta que no tengo absolutamente nada que perder en cuanto a mi... a mi misma; es que si ya tengo el interior hecho challa, ¿qué más podría pasar?


¿caerme un rayo encima?